Limitar el consumo de azúcar

Demasiado azúcar no solo es malo para nuestros dientes, sino que aumenta el riesgo de aumento de peso poco saludable y la obesidad, lo que puede llevar a problemas de salud crónicos y graves.

Al igual que con la sal, es importante tomar nota de la cantidad de azúcares “ocultos” que pueden encontrarse en los alimentos y bebidas procesados. Por ejemplo, ¡una sola lata de refresco puede contener hasta 10 cucharaditas de azúcar agregada!

Algunos consejos para reducir la ingesta de azúcar:

  • Limite el consumo de dulces y bebidas azucaradas, como bebidas gaseosas, zumos de frutas y jugos, concentrados líquidos y en polvo, agua aromatizada, bebidas energéticas y deportivas, té y café listos para tomar y bebidas lácteas aromatizadas.
  • Elija bocadillos frescos saludables en lugar de alimentos procesados.
  • Evite dar alimentos azucarados a los niños. La sal y los azúcares no deben agregarse a los alimentos complementarios que se administran a los niños menores de 2 años, y deben limitarse más allá de esa edad.

Organización Mundial de la Salud

Dejanos tu comentario