El amor no se compra, se siente

Vivimos en una sociedad donde culturalmente nunca “alcanza el tiempo”, siempre se esta en movimiento. Se piensa que “frenar”, “descansar” es una total pérdida de tiempo.

Pero ¿qué es para nosotros el tiempo bien empleado?¿De qué nos estamos perdiendo por no frenar? Pues, nos perdemos de muchas cosas maravillosas e increibles. En sí, todo este tiempo que yo emplee en escribir esto ya pasó, ya se fue: este momento ya no va a ser nunca más.

Es muy común entre las familias que llevan un ritmo acelerado en lo que respecta a lo laboral, obligaciones, responsabilidades y demás menesteres escuchar el: “No tengo tiempo de…” y quiénes son lo mas afectados a esa frase son los niños.

No compensemos el tiempo con más juguetes, más ropa, más video-juegos o actividades extracurriculares. Los niños no lo necesitan, no necesitan lo material, porque el día de mañana todo esto dejará de importar.

Tus hijxs te necesitan solo a VOS, a tu tiempo, tu mirada, tu atención, tus brazos y besos. ¿Con qué poco se alimentan de amor los niños, verdad?

Y con esto no quiero decir que dejemos todo el mundo adulto de lado, pero te aseguro que dedicarle 15 min (o el tiempo que quieras y dispongas) a tus hijos es el mejor regalo que puedes hacerles.

Al brindar amor, recibes amor..
Al brindar atención, recibes atención..
Al brindar escucha, recibes escucha..
Al brindar aprendizaje, recibes aprendizajes..
Al brindar tiempo, GANAS MOMENTOS PARA TODA TU VIDA…

Daniela Lafuente

MaPaternar en Tribu
Embarazo, Lactancia y Crianza

¿Qué te pareció ?