Confía

¿Te paso que te avisaran en tu embarazo que no debías tener grandes expectativas con la lactancia porque en tu familia las mujeres siempre alimentaron con mamadera y fórmula?

¿Te dijeron que en tu familia las mujeres no producen leche y si lo hacen no es de calidad?

¿Se preocuparon en tu entorno cuando se enteraron que aún, a dias del parto, no compraste mamadera y chupetes?

Esta es tu oportunidad, tu historia y tu experiencia. Las personas que nos rodean con todo su amor tratan de prevenirnos pero lo hacen sin la información adecuada.

Muchas mamás no continúan o no comienzan a amamantar a sus bebés por desconocimiento o por comentarios de gente cercana. Lamentablemente al no contar con información toman como cierto los mensajes que reciben.

Tenés que saber que solo ante casos muy puntuales una mujer no produce leche o no debe amamantar a su bebé. Estos casos son detectables y algunos se pueden solucionar rápidamente.

Solo tenés que esperar a recibir a tu bebé en tus brazos, mirarlo a los ojos, olerlo, colocarlo al pecho y dejar que teta y bebé comiencen a comunicarse.

Confía en vos, en tu bebé y en tus pechos. Pedí ayuda cuando la necesites y no dudes en que mereces recibirla. Si el bebé se prende bien a la teta, se la das a demanda, esta en brazos, te colocas en una cómoda posición, en lo posible descansas, te alimentas e hidratas y te permitís hacer todo esto sin culpa seguramente van a disfrutar una hermosa lactancia.

Romina Deguer
Asesora en Lactancia Materna
Consultorios médicos Albarracín
San Carlos de Bariloche

¿Qué te pareció ?